Noches de la Escuela. Hacia PIPOL 8 “La clínica por fuera de las normas”: Las políticas del autismo | Mariam Martín

facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

170418-nochesdeescuela-webEl Espacio de las Noches de la Escuela en su tercera reunión, del martes 18 de abril 2017, abordó un nuevo eje de los propuestos por el Congreso PIPOL 8: Las políticas del autismo.

Coordinada por Mariam Martín se trato de poner en tensión las políticas del autismo desde lo social y desde la política de la orientación lacaniana bajo el título: La encrucijada entre la norma del discurso del amo, en lo social, y la norma del sujeto autista.

Una interesante puesta en común entre las ponentes que abordaron un amplio abanico de aspectos del que sólo os ofrecemos algunas pinceladas.

Cristina Gómez, Presidenta del comité de entidades representantes de personas con discapacidad de Castilla La Mancha y Presidenta de la Federación de Castilla La Mancha de Autismo nos planteó que el Plan general sobre el autismo aunque quedó aprobado por el Estado español, este sólo se puede llevar a cabo si en cada Comunidad Autónoma, la Junta de gobierno lo pone en marcha. En ese sentido, son las confederaciones de entidades que velan por los derechos civiles del sujeto con autismo –las confederaciones de asociaciones de padres- las que pueden ir impulsando propuestas concretas frente a la falta de recursos, la falta de una proyección social y política de esta problemática compleja, en las que están incluidas además de los propios sujetos, las familias y amplio sector de profesionales a los que hay que dar recursos y formación adecuada para llevar a cabo su labor.

Vilma Coccoz, como responsable del Observatorio internacional, Políticas del autismo de la AMP (2014-2016) señalo que esta problemática se encuentra presente en otros lugares, está generalizada en este mundo globalizado y que se ha visto claramente reflejado en el trabajo realizado por Observatorio.

Por su parte Neus Carbonell, co-autora del libro No todo sobre el autismo y fue co-directora del IV foro sobre autismo: ¿Autistas, insumisos de la educación? además de poner en relieve el trabajo del movimiento asociativo, su fuerza y el ir casi “arando con las manos” para conseguir los objetivos tanto en materia educativa, sanitaria y social,

Por otro lado, abordó desde el psicoanálisis la distinción entre la norma general para todos que en definitiva es un intento de estandarización del goce, y la norma singular del sujeto autista que tiene que ver con sus modos de resolver la falta de construcción de un circuito pulsional y de su cuerpo, con un goce no regulado por la norma fálica. Con algunas viñetas clínicas nos mostró las distintas soluciones encontradas por los sujetos, soluciones singulares, muy alejadas del tratamiento por la norma del discurso común, para poder regular algo de la satisfacción, del objeto, de su cuerpo y necesarias para permitir un poco de apaciguamiento del sufrimiento psíquico y la angustia en la que vive el sujeto con autismo.

Vilma Coccoz profundizó en este aspecto, planteando que la relación con el lenguaje del sujeto con autismo es de un estado de congelación, tal como lo formula Jacques Lacan* y que en algunos testimonios de sujetos autistas, de manera precisa, también hablan de este estado de congelación que tiene importantes consecuencias a la hora de estructurar la realidad en las que viven, un caos, en el que algunos autistas decididos intentaran encontrar una solución singular por fuera de las normas.

Ante la pregunta de la coordinación ¿si estamos a la altura de esas invenciones por fuera de la norma? se hizo patente, en acto, que la encomiable labor desde lo social de la defensa de los derechos de los autistas tiene un límite si no está apoyada por la dimensión clínica y tanto las aportaciones de Neus Carbonell y Vilma Coccoz ayudaron a poner, si cabe de manera más evidente, esta encrucijada y lo que aporta la política del psicoanálisis, la política de la orientación lacaniana.

 

(*) Lacan, J: “La conferencia en Ginebra sobre el síntoma” en Intervenciones y texto, Manantial. Buenos Aires, 1988, p.134-5.

Comisión de las Noches de la Escuela Hacia Pipol 8: Carmen Cuñat (responsable), Mariam Martín, Esperanza Molleda, Graciela Sobral, Celeste Stecco.