Punto vivo sobre el testimonio de pase de Lidia Ramírez | Concha Lechón

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

El pasado domingo, 25 de noviembre, tuvimos la ocasión de escuchar el primer Testimonio de Pase de Lidia Ramírez, en el marco de las XVII Jornadas de la ELP, que llevaban por título: ¿Quieres lo que deseas? Disrupciones del goce. Testimonio que esclarecía el tema que nos convocaba.

Arranca con una escena infantil que condensa su mundo subjetivo pero que fue atravesada por la perspectiva del pase.

Un primer análisis permite desplegar los elementos de la neurosis infantil que articulaban los significantes que vienen del Otro, las contingencias vitales y los acontecimientos corporales.

Toma la decisión de orientarse por el psicoanálisis. Los sueños le ofrecen el material significante con el que bajo transferencia puede cambiar su posición subjetiva.

Un segundo análisis se inicia con un lapsus que moviliza la economía libidinal cuyo efecto fue dar otro alcance a sus ficciones infantiles. Y entonces emerge, en la lógica del testimonio, el campo escópico.

Los sueños dan la dirección de las identificaciones a las que se sujetaba, lo que da la posibilidad de desasirse de ellas.

El atravesamiento en torno al saber, que ocupaba un primer lugar en su trabajo analítico en este tiempo, le permiten que la tragedia se torne comedia.

Apuntando a la finalización será decisiva la cesión del objeto oral que, acompañada de una cascada de sueños, hacen que pueda leer la escena de partida de otra manera, y entonces el pase vino.

Gracias Lidia.