Reseña Enseñanzas del Pase: “Restos sintomáticos en el post-analítico” | Maite Esteban

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

El pasado viernes 16 de febrero dentro de las Enseñanzas del pase de la Comunidad de Andalucía y en colaboración con el ICF, la sede de Málaga recibía la presentación del trabajo de Lucia D´Angelo: “Restos sintomáticos en el post-analítico”.

Acompañada en la mesa por Manuel Montalbán, encargado de la presentación y dirección del debate en esta ocasión, tuvimos la oportunidad de escuchar el interesante recorrido que Lucia desplegó y que arrancó con el final del Seminario de “Los cuatro conceptos fundamentales del psicoanálisis”, donde como saben Lacan se pregunta cómo puede un sujeto que ha atravesado el fantasma fundamental vivir la pulsión.

La pregunta es tomada en su actualidad, es la pregunta por un destino, concretamente por el destino del goce en el final de la cura. Lucia D´Angelo comparte una importante elaboración clínica, una reflexión que atañe a su propio caso.

Al rigor de la excelente presentación no le faltó un tono de humor que acompañó muy bien la misma, con él recordó el tiempo transcurrido desde que fuera nominada AE en 1997 y toma como referencia su primer testimonio: “El friso de la vida. Momento clínico del pase”. Aborda un reciente encuentro con lo real y la confrontación a una angustia inédita de él derivada. Después de un breve repaso por el fantasma y lo que en su caso funcionó como pantalla, destacó la importancia del atravesamiento del mismo para lograr una orientación por lo real, un destino solo posible a partir del goce que se revela al final de la experiencia, señalando de forma oportuna y esclarecedora que si bien el fantasma es un aparato de goce, no todo es elaborable dentro del mismo, del mismo modo que nunca estamos lo suficientemente protegidos ni asegurados del acontecimiento imprevisto de lo real. De esta forma nos acerca a lo que da título a su exposición y concierne siempre a una cura analítica, los restos sintomáticos.

Las preguntas planteadas interrogaron el tratamiento de la angustia en relación al más allá de la significación fálica en el marco de la última enseñanza de Lacan y guiada del nuevo trayecto analítico efectuado, mostrando a la sala desde su experiencia, cómo pudo efectuar el trabajo de duelo del objeto oral no tocado hasta entonces, cómo pudo ser arrancado dicho objeto pulsional y de este modo privilegiar, poner de relieve, los efectos de la angustia con lo ilimitado del goce.

A su conclusión, un debate fluido promovió intercambios, precisiones y comentarios que giraron en torno a lo refractario a la interpretación y el trabajo de construir y ordenar las piezas de este singular segundo encuentro con el analista, años más tarde de haber concluido el análisis.

Nuestro agradecimiento a Lucia D´Angelo por el trabajo compartido y sus elaboraciones de ayer y de hoy.